Tip de Experta:

Antes de hacer un masaje es importante realizar un buen diagnóstico capilar. “Un peluquero debe chequear el estado del cabello y según sus necesidades elegir el tratamiento más indicado”.

Masajes capilares: ¿Cuándo y cuál?

No todos los tratamientos tienen los mismos resultados. Mientras algunos dan brillo, aportan suavidad y ayudan a que el pelo esté más manejable; otros fortalecen la raíz o potencian el color. Con la ayuda de expertos recopilamos los más destacados y descubrimos en qué tipos de cabello funcionan mejor.

Craneal

Pelos largos, cortos, tinturados o naturales, lisos, crespos, con o sin frizz. Independiente del tipo de cabello, cualquier persona puede disfrutar de este masaje que sirve para desconectarse. Solo bastan un buen champú y un acondicionador para realizarlo, lo importante es la manera en que el peluquero frota la cabeza: “Hay que masajear el cráneo y con la yema de los dedos presionar zonas específicas que estimulan un profundo estado de tranquilidad”. Si lo compara con procedimientos corporales sería una especie de masaje de relajación, solo que este también mejora la calidad del cabello, ya que los movimientos realizados estimulan la irrigación sanguínea, lo que hace que el pelo recupere fuerza.

Ampolla

Consiste en un shot de vitaminas que aporta suavidad, textura y brillo inmediatos, claro que estos efectos duran de tres a cinco lavados. Ofrece buenos resultados en todos los tipos de cabello, pero las melenas muy tinturadas, con la estructura capilar dañada y con falta de proteínas, no se ven beneficiadas de la misma forma que un pelo natural que tiene la hebra en buenas condiciones y, por ende, está más susceptible a recibir los componentes de la ampolla.

Mientras que un cabello bien cuidado puede necesitar una ampolla al mes, un pelo en mal estado requerirá una cada semana, además de complementar con otros tratamientos nutritivos. Lo mismo ocurre con los llamados booster, que actúan de manera similar a las ampollas. “Muchas veces combinamos un booster con otros masajes más profundos que mejoran la estructura de la fibra. De esa manera reconstituimos el cabello por dentro y damos una sensación inmediata de suavidad”. Puede pedir este masaje directamente en un salón de belleza o comprar una dosis para aplicarla en su casa.

Reestructurante

En peluquería esta palabra se asocia con melenas tratadas químicamente. Pelos con mechas, reflejos, freestyle o color completo que por lo general atravesaron por una aclaración y, por ende, tienen la estructura de la fibra capilar rota. “Es personalizado, es decir permite preparar la porción según el estado del cabello. Primero realizamos un diagnóstico y vemos si necesitamos potenciar más el brillo, las proteínas o la hidratación”.

Hidratación

Aunque las mujeres crespas y onduladas (es decir con cabelleras más porosas y secas) son las más beneficiadas con este tipo de masajes, cualquier tipo de pelo necesita de vez en cuando un golpe de hidratación. “El cabello reacciona a las agresiones externas de la misma forma que la piel: en verano se quema con el sol y en invierno se seca por las heladas y las bajas temperaturas. Para aportar hidratación, en el mercado existen alternativas que se realizan con ingredientes naturales como el masaje con extracto de bambú y el smoothing. “Este contiene planta de agave (suculenta procedente de México), que aporta suavidad y acondiciona. Es ideal para hidratar y dar peso”.

Masaje con Keratina

Aunque fue creado para prolongar los resultados del alisado de keratina, actualmente se ofrece a quienes buscan mayor manejabilidad, atenuar el volumen y eliminar el frizz.
Existe una alternativa libre de químicos: “No contiene formol ni parabenos y los resultados son excelentes; elimina los rizos indisciplinados, suaviza las ondas y sella el color, por lo que se puede aplicar en cabellos recién tinturados”.

Rejuvenecedor

Por lo general, las melenas maduras sufren de hebras cada vez más finas, un aumento en la caída y la aparición de canas. Para tratar estos síntomas, existe un masaje llamado Lifting, que rellena la fibra; como consecuencia el pelo queda suave, más manejable y sin frizz.

Existen tratamiento con efecto similar que busca tratar afecciones capilares. Recomendado para cabellos delgados, con o sin tratamientos químicos, cueros cabelludos grasos y para combatir la caída del pelo. También da buenos resultados en melenas lacias: Hay una regla que por lo general se cumple y es que mientras más liso es el pelo, más fino y con menor densidad”.

Para combatir la estructura frizada de las canas, una alternativa es la Máscara Re Substantif de Kérastase, esta consiste en un tratamiento redensificador que aporta la materia y la densidad que pierden los cabellos envejecidos. “Aconsejo complementar con un champú con pigmentos violeta que reduce el tono amarillo y reaviva el brillo de los blancos y grises”.