El encrespado de pestañas es un must en la rutina de belleza de la mayoría de las mujeres. Este tratamiento se recomienda para personas que tienen ojos muy “cerrados”, pestañas rectas o pestañas poco pobladas. Por otro lado, la tintura o tinte de pestañas es un procedimiento que les otorga color a las pestañas.